Cómo estimular tu sistema inmunológico

Cómo estimular tu sistema inmunológico

4 noviembre, 2020 Desactivado Por Neftali Ballesteros

Hay muchos suplementos y productos como redoxon que ayudan a estimular tu sistema inmune. Pero si bien puede parecer una obviedad, estimular tu sistema inmunológico es en realidad mucho más difícil de lograr de lo que piensas, y por una buena razón.

Toma nota revisa estas recomendaciones para saber cómo mejorar tus defensas.

sistema inmunológico fuerte

1. Mantener una dieta saludable

Como ocurre con la mayoría de las cosas en tu cuerpo, una dieta saludable es clave para un sistema inmunológico fuerte. Esto significa asegurarse de comer muchas verduras, frutas, legumbres, cereales integrales, proteínas magras y grasas saludables .

Además de proporcionarle a tu sistema inmune a energía que necesita, una dieta saludable puede ayudar a garantizar que obtengas cantidades suficientes de los micronutrientes que desempeñan un papel en el mantenimiento de un cuerpo sano.

2. Hacer ejercicio regularmente

La actividad física no es solo para desarrollar músculos y ayudarte a eliminar el estrés, también es una parte importante de estar sano y de mantener un sistema inmunológico sano.

Una forma en que el ejercicio puede mejorar la función inmunológica es estimulando la circulación general, lo que facilita que las células inmunitarias y otras moléculas que combaten infecciones viajen más fácilmente por todo el cuerpo.

3. Hidrata tu sistema inmunológico

El agua juega muchos papeles importantes en tu cuerpo, incluido el apoyo a tu sistema inmunológico. Un líquido del sistema circulatorio llamado linfa, que transporta importantes células inmunitarias que combaten las infecciones por todo el cuerpo, está compuesto principalmente de agua.

Estar deshidratado ralentiza el movimiento de la linfa, lo que a veces conduce a un sistema inmunológico deteriorado.

Incluso si no estás haciendo ejercicio o sudando, pierdes agua constantemente a través de la respiración, así como a través de la orina y las deposiciones.

4. Dormir lo suficiente

El sueño ciertamente no se siente como un proceso activo, pero hay muchas actividades importantes que suceden en tu cuerpo cuando no estás despierto, incluso si no tes da cuenta. Por ejemplo, mientras duermes se crean importantes moléculas que combaten las infecciones.

Así que procura descansar correctamente. Quizá, Melatonina para dormir: ¿Funciona? te puede interesar.

5. Minimizar el estrés

Ya sea que se presente rápidamente o se desarrolle con el tiempo, es importante comprender cómo el estrés afecta tu salud, incluido el impacto que tiene en tu sistema inmunológico.

Durante un período de estrés, particularmente el estrés crónico que es frecuente y duradero, tu cuerpo responde iniciando una respuesta de estrés. Esta respuesta al estrés, a su vez, inhibe tu sistema, lo que aumenta tus probabilidades de contraer una infección o enfermedad.

El estrés es diferente para todos y también lo es cómo lo aliviamos. Dado el efecto que puede tener en tu salud, es importante saber cómo identificar el estrés. Y, ya sea respiración profunda, meditación, oración o ejercicio, también debes familiarizarte con las actividades que te ayudan a reducir el estrés.

Si estás buscando formas de ayudar a estimular tu sistema inmunológico, considera mantenerte al día con los hábitos de estilo de vida anteriores.